Barril de Diógenes

…en búsqueda de un hombre justo

EL PERU MARCHA A LA RUINA SI NO SE INDUSTRIALIZA

Publicado 3 years, 330 days ago. — Opina!

Escribí varios artículos sobre la industrialización en nuestro país, este lo hago como respuesta a un editorial del “El Comercio” del día 22/03/14, donde el editorialista, con el título de “El fetiche de las fábricas” comete barrabasadas al por mayor aprovechando algunas declaraciones del economista Paul Krugman cuando visito Perú. Sin duda alguna, el editorialista es  enemigo de la industrialización. Utiliza argumentos de hace 46 años para envilecer el ideal y el futuro de todos los peruanos, utilizando argumentos no acordes a la realidad, como “la política industrial de Velazco no condujo a ninguna parte”. La mentira no puede llegar a tanto, pues visto desde otro ángulo el  intento de industrializar el país dio como resultado  1°) El surgimiento de tecnologías nuevas. 2°) El desarrollo de la  siderurgia, química, metalurgia, cemento, fertilizantes  3°) la industria manufacturera creció y 4°) La demanda de mano de obra se triplicó. No podemos ocultar errores  y los señalamos: 1°) las transformaciones estructurales no avanzaron al ritmo requerido. 2°) La Comunidad Industrial,  debió aplicarse solo en las grandes empresas  3°) Hubo excesivo proteccionismo  y 4°) No se hizo participar activamente al sector privado. Los beneficios atribuibles son 1°) Se sentaron las bases para el desarrollo, 2°) Se amplió la demanda de mano de obra y 3°) No hubo inseguridad ciudadana en el país. El autor del líbelo, no explica por qué los países con industria tienen un mejor nivel de vida que el nuestro y los que tienen tecnología e industria viven en bienestar social, se limita a calificar de fetiche a la industrialización. El gobierno de Velazco no es el tema, el objetivo  es desmentir la farsa escrita en “El  Comercio” y la necesidad de industrializar el país.

RECURSOS DEL PERÚ QUE NO TIENEN LOS INDUSTRIALIZADOS.- Primero debemos de solucionar él siguiente problema. La constitución actual es un freno para el desarrollo, dice  el “Art, 60°…Solo autorizado por ley expresa el estado puede realizar subsidiariamente actividad empresarial” Art.66°…Por ley orgánica se fijan las condiciones de su utilización y de su otorgamiento a particulares”. Estos dos insertos en la constitución de 1993 amarran al estado en las inversiones para el desarrollo. Nada se puede hacer si no se los borra de la constitución. Ahora bien, tenemos energía eléctrica procedente de los ríos para iluminar América, pero no la explotamos, se espera que algún día el capital privado lo haga. Para el colmo de la estupidez quemamos gas y petróleo teniendo en los ríos la solución para obtener energía eléctrica. El tener éste recurso de energía limpia y barata ubicaría al Perú como proveedor de fluido eléctrico a cualquier país vecino y sería el lugar ideal para inversiones de grandes empresas industriales. Poseemos el 83% en variedad de minerales que van desde el oro, plata, plomo, estaño, cobre, hierro, etc, con esas materias primas se pueden producir cualquier artículo para el consumo humano. Y otro punto a favor, es el ahorro en el transporte de materias primas, Japón, Suecia, Alemania, Francia, etc. tienen que comprarlo. Con estas ventajas, el Perú dejaría fuera de combate a cualquier país industrializado en la producción de bienes. Las ventajas comparativas que tiene el Perú con respecto a los países industrializados, es determinante en los costos de producción. Todas estas ventajas que nos ha provisto la naturaleza, no pueden ser utilizadas por el estado, por la prohibición que existe en la constitución de 1993. Un gobierno con un programa bien implementado para el desarrollo industrial, queda truncado por la constitución de 1993 y por el vaivén de intereses económicos de los grupos que existen en el legislativo.

LA INDUSTRIALIZACIÓN NO CRECE OBEDECE A UNA PLANIFICACIÓN.- de la noche a la mañana no vamos a tener tecnología para viajar a la luna. Es un proceso que requiere varios periodos de gobierno, modernización de la infraestructura económica del país: energía, vías y tierra productiva, dentro de un Plan Nacional de Desarrollo elaborado por todos los sectores políticos y el estado. Este debe tener igual peso que la constitución, para no ser burlado por algún oportunista. Paralelamente a esas reformas, se debe impulsar la educación con máximo esfuerzo, salud y vivienda. Estas medidas impartidas por el estado, requerirá ingente mano de obra. Los trabajadores con un salario en sus bolsillos comprarían alimentos y artículos para satisfacer sus necesidades, esto incrementaría la producción en la tierra y en la manufactura fortaleciendo la economía del país. Las inversiones, en éste proceso, pueden ser del estado, mixtas, privadas; depende de la inversión y las necesidades de ejecución. Este tipo de inversiones se dan en todo el mundo, no podemos ser la excepción. Las hay en Francia, Alemania, Noruega, etc. Hay casos en la industria, que el estado posee una sola acción dorada y  con ella controla los desbordes, esto puede hacerse en diversos sectores, menos en el energético, esto debe ser manejado por el estado, en cuanto se producen grandes utilidades que deben servir a la sociedad, son sus recursos, tal como lo hizo en su inicio STATOIL con el gas y petróleo de Noruega. En estas circunstancias los gobiernos siempre deben privilegiar a la sociedad, no al sector privado como se ha hecho con el salitre, el guano, la pesca y los minerales. El manejo de empresas mixtas no es problema, hay experiencias de otros países que han logrado industrializarse, para beneficio de su pueblo.

ASI NO SE DESARROLLARÁ EL PAIS.- El editorialista del comercio manifiesta que debemos dedicarnos hacer lo que sabemos y a vender lo que tenemos, se nota que el autor del líbelo no tiene estima. Vendiendo materia prima y publicitando cocina jamás se saldrá de la pobreza. En la actualidad según datos del INEI el 67.9% del PEA no tienen trabajo estable, se la buscan de cualquier forma para vivir. En el otro extremo están un pequeño grupo de dueños de minas, gran comercio y finanzas que se enriquecen cada vez más. Generando una imagen  falsa del crecimiento. Pues mientras uno del grupo gana $ 100 mil dólares al día, un desocupado no gana nada, pero si dividimos entre los dos los $ 100,000  el per cápita indicará que cada uno gana $ 50 mil dólares. Ese es el tipo de crecimiento que tenemos en el Perú, la tajada del león es para el cogotudo  y para el otro el “chorreo”. La desigualdad entre pobres y ricos es cada día más grande, algo que desconoce El editorialista de “El Comercio” se olvidó que desde hace 500 años se extraen minerales. 

VETAS PARA UN RÁPIDO CRECIMIENTO.- En el mar, la biomasa marina debe servir únicamente para el consumo humano, con los recortes y desperdicios se puede producir la harina de pescado, ésta debe dedicarse para la alimentación en la acuicultura peruana, con ésta medida la mano de obra y los ingresos se multiplicarían. Las inversiones en la construcción de represas para producir energía deben tener prioridad, el agua represada sirve para la acuicultura, lo mismo que para regular el riego de nuevas tierras, con estas represas además de producir energía, se duplicaría la tierra productiva que tenemos, se crearían muchas fuentes de trabajo permanentes. Es de insensatos dedicar la tierra a la producción de etanol. La infraestructura vial, es el sistema nervioso de un país, no podemos continuar usando los caminos que construyeron los incas, necesitamos vías seguras y de alta velocidad. Corea, Japón tienen tren bala, nosotros tenemos los que hicieron los incas, la mayoría en trochas peligrosas, algunas carreteras y la cuarta parte asfaltada. La globalización es el acercamiento de los mercados y la producción de sierra y selva no puede acceder a los mercados por falta de vías, está  dispersa y alejada. No se puede implementar una política de exportación, ni mantener  estabilidad en los mercados si continuamos con esas vías de comunicación que tenemos.     

 

 

 

Escrito por Duilio De la Motta

sábado, 29 de marzo de 2014 a las 11:40 am

Publicado en: Política

Comentarios hechos: No hay comentarios — OPINA!

Comenta el artículo