Barril de Diógenes

…en búsqueda de un hombre justo

LA DERECHA NO QUIERE TERMINAR CON LA CORRUPCION

Publicado 6 years, 314 days ago. — Opina!

Analizando el Programa de Ollanta Humala, es un programa que presentaría cualquier partido socialdemócrata o liberal como bandera en una campaña electoral, en una sociedad donde hay problemas sociales, como la nuestra con subdesarrollo, pobreza y quiere eliminarlos. No hay nada revolucionario, no hay nada que quite el sueño a ningún peruano, está dentro del sistema, examinemos si no es así. El Programa de Gana Perú indica en algún punto que van a construir una sociedad comunista ¡NO!; dice que van a construir el socialismo en el Perú ¡NO!; van a transformar las estructuras productivas del país ¡NO!; van estatizar bancos, industrias ¡NO! Entonces ¿porque lo combate y lo estigmatizan la plutocracia y sus representantes? Si no van a cambiar el sistema, ¿Por qué tanto sobresalto y pataleo?  Al observar minuciosamente el Programa de Gana Perú, encontramos que solo van efectuar correcciones necesarias en la sociedad para impulsar su crecimiento y que llegue a todos. ¿Por qué PPK y toda la derecha se rasga las vestiduras y se ajetrean desesperadamente? Creo que ha llegado el momento de desasnar a quienes se oponen y a todos LOS CORRUPTOS, lo mismo que a la gente que ideológicamente no comprende la necesidad de optar por el programa de Gana Perú.

Otro de los problemas que quita el sueño a la derecha es el NACIONALISMO, los “ideólogos” de la derecha confunden “papas con camotes” , no saben lo que es nacionalismo ni lo que es estatismo, en cuanto al nacionalismo de Ollanta, pregunto ¿Esta mal tratar de forjar y fortalecer la identidad de los peruanos? Creo que los 28 millones de peruanos responderían que ¡NO!, entonces por qué pone el grito en el cielo la derecha cavernícola, por qué quieren mantener un país sin identidad, desunido sin que nuestras raíces no suenen en el mundo moderno. Es que quieren mantenernos como al indio en la colonia, desgraciado y oprimido o tal vez al no existir identidad y unidad entre peruanos, tiene el terreno propicio para seguir medrando y aumentando su fortuna. En cuanto la estatización, que les agranda las fisuras anales a los derechistas, no existe tal cosa. Pregunto a los que han leído el Programa de Gana Perú ¿Hay algún párrafo que diga vamos a estatizar la banca, la pesca, las minas, etc.? No lo hay, no lo van encontrar ni en Azángaro, porque simplemente no existe. En cuanto las empresas del estado es otra cosa.

El Programa de Gana Perú, además de fortalecer nuestras raíces, trata de organizar una industria nacional, que posibilite que el oro salga al mundo exterior en alhajas, el fierro en herramientas, máquinas y vehículos, el cobre en cables y motores eléctricos, el aluminio en aviones y si esto no lo hizo el sector privado tiene que hacerlo él estado. Ya sea en sociedades mixtas, en sociedades con mayoría privada, en sociedades donde el estado tenga una sola acción pero con atribuciones especiales. Como las hay en Alemania, Francia, Italia, España, India, Estados Unidos, China Brasil México y muchos otros países. En estas sociedades todas las empresas brindan utilidades y tecnología de punta. En nuestro país hubo una mala experiencia con muchas empresas del estado Belaúnde y Alan García las burocratizaron y las convirtieron en carga para el estado, para luego el japonés Fujimori rematarlas a la mitad de su valor. Desapareciendo lo que pudo ser la base para la industrialización del país. Este problema de burocratización se elimina con una ley que sancione con internamientos fuertes en la cárcel al funcionario que cometa delitos, de esa manera, brindaran utilidades y tecnología de punta como en otros países.

La extracción de nuestros minerales está por acabarse. Las reservas probadas de oro en 3 años, el estaño en 6, el plomo en 7, la plata en 17 y el cobre en 36 ¿De qué van a vivir nuestros hijos y nietos si no hay minerales?. A la plutocracia que extrae nuestras riquezas mineras no le interesa un pito el futuro de los peruanos, solo se preocupa de expoliarlos, por eso es necesario sentar las bases para la industrialización en el país. En todos los países desarrollados del mundo el estado tiene industrias. Estados Unidos la NASA al margen de otras en todas las ramas de la ciencia, Alemania SALZGITTER gran complejo industrial y siderúrgico, en Italia FINMECCANICA tecnología industrial y del espacio, China abarca todas las ramas de la industria, India la informática y la industria, Francia MBDA ciencia del espacio y otras ramas, España NAVANTIA líder en la construcción naval. (Ver artículo EL ESTADO Y LAS EMPRESAS PÚBLICAS). Se puede llenar páginas y más páginas de ejemplos, pero de lo que se trata es de demostrar la necesidad de que los peruanos contemos con una base industrial para sus necesidades y como medio de que nuestra sociedad superviva en el futuro.

Otra cosa que la derecha siente como cáncer en el recto, es el cambio de constitución, este cambio concita, en ese sector, una reacción como que les van a cambiar de sexo o algo parecido. Para sacarlos de ese error hay que explicar lo siguiente:

El Perú no puede pasar a un estado de industrialización y desarrollo porque la Constitución de 1993 lo impide. Ya lo dijo el ideólogo del liberalismo Francis Fukuyama “No podemos entrar en el primer mundo con un estado del tercer mundo”. Un homínido si se baja del árbol comprendería que su situación ha cambiado, ya no es la misma de su vivencia en él árbol con la de la tierra. Algo semejante sucede con la Constitución de 1993. Necesitamos volver a la de 1979. Esa Constitución fue concertada por todas las fuerzas políticas, de izquierda y derecha, algo parecido al Pacto de la Moncloa en España. La Constitución permite que todos los peruanos construyamos una nueva sociedad, primer paso a una sociedad desarrollada, lo que propone el ideólogo del liberalismo, Francis Fukuyama. Sin embargo la derecha se opone con argumentos tontos como que vamos a perder dos años de desarrollo o que para eso necesitamos una Asamblea Constituyente, en fin arguyen cualquier cosa para mantenerla. Lo cierto es que con la actual constitución 1.- No se puede reorganizar el Estado, 2.- El gobierno no puede invertir en el desarrollo, 3.- El gobierno está en incapacidad de solucionar los problemas sociales, 4.- Tiene imposibilidad de cobrar impuestos a los que ganan más, 5.-No hay participación social en el manejo del estado. Fundamento principal de toda sociedad moderna. El contenido de la constitución de 1993 amarra al estado, imposibilita al gobierno de dar solución a todos estos problemas: Se impone el remplazo por la constitución de 1979
Toda la sociedad sabe que la corrupción es la fuente de riqueza de algunos cuantos y esos cuantos se agarran del pueblo como pihirus pubis para proteger el status quo de corrupción social. Los jóvenes que les pertenece el futuro tienen que comprender, que está en sus manos el futuro del país y tienen esa responsabilidad de luchar por el cambio no se condenen asimismo por defender a unos cuantos carcamanes, no sean cómplices de la plutocracia y la oligarquía. Ya tuvieron 20 años de enriquecimiento, el 5 de junio vota por el cambio, ahora le toca al pueblo.

Escrito por Duilio De la Motta

jueves, 14 de abril de 2011 a las 9:04 pm

Publicado en: Política

Comentarios hechos: No hay comentarios — OPINA!

Comenta el artículo